Trail Running Info: Recommended mountain windshirts for runners

¿Cual es tu chubasquero favorito para correr por montaña?

La mejora de calidad en los materiales y la continua subida del nivel del pelotón hace que cada vez veamos menos chaquetas en las carreras por montaña y más chubasqueros o cortavientos modernos de trailrunning. Eso, sí, siempre con capucha, por favor que la cabeza pierde hasta el 33% del calor corporal total.😉

Chubasqueros trail running recomendados (izq a dcha): Vertical (Raidlight), Camp, Salomon. Foto: Mayayo

Qué pedimos a nuestro chubasquero o cortavientos favorito de trail running

Cada uno algo distinto, como siempre entre las tribus del monte. Empezando por separar lo que necesita el corredor de élite del popular en el pelotón de carrera. Uno corre el 90% de la prueba, va caliente de por sí y busca en esta prenda un cortavientos minimalista a tope. Para el popular que corre y anda casi por igual será una prenda que nunca agobie de calor al correr, claro, pero que cuando anda o descansa proteja del viento y lluvia que rápidamente pueden enfriarnos y dejarnos fuera de carrera. ¡Ojo! No confundir nunca la protección de un cortavientos sin más con la que da una verdadera chaqueta de membrana impermeable/transpirable. Si la temperatura puede bajar de cero grados en algún momento o la lluvia amenaza ser torrencial, mejor tirar de chaqueta. Siempre. Aquí artículo específico sobre como elegir chaqueta ligera para carreras de montaña.

En mi caso, lo que pido a mi chubasquero perfecto para correr por montaña sería:

-Sentirme protegido con él del frío y el viento hasta  los 0ºC mientras corro. La cabeza, tambien.

-Que no cale en caso de lluvia ligera o intermitente. (Schmerber > 5.000mm) Y si cae un tormentón que me chipie, ha de secar rápido rápido.

-Que no se empape por dentro con mi sudor cuando corro (RET < 2,5 a ser posible) 

-Ponerlo y quitarlo muy rápido y fácil.  A ser posible en su propio bolsillo-bolsa

-LLevar algún bolsillo de cómodo acceso para lo más urgente en carrera.

-Ser sólido  para no dejarme jamás tirado en carrera por rotura o rasgado (Ripstop  o  así) 

-Costar idealmente menos de 70€ y nunca más de 150€. (si lleva membrana)

Resumiendo: Una prenda que trague con ventiscas, heladas y tormentas pasajeras, para quitarme/ponerme sin pensar y correr siempre seco por dentro. Eso, en menos de 180gr, para muchos años de uso y por menos de 150€. ¿Fácil, no?

Obviamente encontrarlo todo en una pieza es complicado. Al final siempre tiramos más por una cosa que por otra, según querencias. En mi caso, mi sesgo es venir del montañismo antes que del correr puro.  Con esa base y siendo uno más del pelotón en las carreras por montaña, tengo debilidad por los modelos tipo anorak-canguro clásico. A ser posible con alguna membrana impermeable/transpirable, aunque habrá de ser hiperligera.

TEJIDOS PARA CHUBASQUEROS Y CORTAVIENTOS DE TRAIL RUNNING.

Históricamente, pensando en primar lo impermeable, el nylon fue el tejido rey en los chubasqueros durante décadas, mejorando incluso con la llegada del ripstop en los 80. A cambio, el sudor tenía grandes problemas para evacuar estas prendas. Eran válidas para la marcha clásica a ritmos suaves, pero nada adecuadas para correr a todo trapo.

Luego llegó como dominante en la faceta “cortavientos” el windstopper. Era mucho menos impermeable, pero aportó un gran avance frente al sudor a intensidades medias. Buena solución aún hoy para el tren superior de los ciclistas, pero quizá algo agobiante para corredores, esquiadores de fondo y otros grandes “sudadores” por montaña que rebasan lo que este producto da de sí.  Hoy cada gran marca busca abrir su propio camino con nuevas soluciones de tejidos hiperligeros a la vez que fiables, en busca del santo grial: El chubasquero que nos mantenga siempre secos por dentro en carrera, caiga la que caiga por fuera. Dentro de un margen, claro.

El nylon se descubrió en 1926 y acompañó incluso a los primeros ochomilistas, con dignidad. Aún sigue presente en muchas prendas punteras hoy día. Sin embargo, son ya mayoría en el sector los tejidos derivados de su heredero el poliester, desarrollado comercialmente a partir de 1.951.  (Aquí resumen de la historia del  nylon-poliester)  Algunas marcas registradas para las últimas soluciones al dilema han sido tejidos funcionales como los Sheltex, Climawind, Mp+ Ultralight, Driclime, Event, etc…

Dadas las limitaciones de peso y precio para aplicar membranas de máxima calidad en estas prendas, es vital en todo chubasquero o cortavientos de trail running el tratamiento deperlante químico de moléculas hidrófugas sobre la superficie. (DWR, “durable water repellent” en inglés) Tanto así, que algunas prendas icónicas de esta categoría como la Pagatonia Houdini Jacket (¡122 gramos!)  presumen ante todo de un deperlante propio y único.

Fundamental para que estas prendas tengan una vida lo más larga posible el comprarlas con paneles exteriores en ripstop que evitan que un arañazo acabe en rasgón corrido y aplicar los consejos de mantenimiento: Lavar la prenda de tarde en tarde para quitar aceites y sales; Airearla mucho para que no coja olores; Y cada pocos meses, tras limpiar a fondo la prenda, aplicamos vía lavadora o spray una nueva capa de nuestro deperlante favorito. Nikwax es el mío.

Reaplicar el deperlante exterior mantendrá las gotas de agua fuera durante mucho más tiempo y a cambio apenas reducirá un poco la transpirabilidad.  Truco: Para prendas con más de un año de uso o muy rozadas, puedes “reactivar” algo tu capa de DWR externa dándole un calentón moderado vía 15min de secadora suave o planchando -con un trapo intermedio- a baja potencia. ¿Siempre con tiento, eh?

Como siempre en el material de trail running, tan importante como el tejido en sí es el patronaje de la prenda. En el caso de los chubasqueros para ultra trail hay dos tendencias: De un lado, los ajustados al cuerpo bajo la mochila o riñonera, para que no flameen al viento y arropen algo más. De otro, los de corte amplio que permitan llevar debajo la mochila y ponerse/quitarse el plástico sin moverla. En mi caso, prefiero siempre las prendas clásicas anchas, pero como tantas cosas no deja ser una decisión personal de cada uno. Sea ceñido o ancho, hay mil y un detalles que diferencian la calidad de una prenda básica de otra que nos enamora en carrera: Elásticos de cierre en cintura y puños, capucha ajustable a voluntad, barbillera alta que cubra la boca, bolsillo autoportante,  etc…

Arrancando del Pto. Navacerrada a 0ºC con mochila de 5L llena a tope bajo el chubasquero. Foto: Dallas

Como siempre, el mercado ofrece mucho y en el caso de prendas modernas, casi todo bueno. Las principales diferencias, en mi opinión vendrán por la durabilidad y la transpirabilidad. No es lo que cuesta una prenda lo que hay que mirar, sino lo que esa prenda vale por sí misma. Los precios de un buen chubasquero o cortavientos de marca pueden andar, mirando ofertas, entre 50€-130€. En este caso quizá no tenga especial interés buscar los productos de las marcas blancas alternativas.

Algunos chubasqueros de marcas que se ven a menudo en carreras por montaña  pueden ser la Raidlight Top-R Light, la Patagonia Houdini ya mencionada, la North Face Better than Naked,  etc.. En mi caso, a lo largo de los años hay tres modelos que he probado y me han gustado especialmente, cada uno en lo suyo.

Ofertas salomon chubasquero fast wing hoodie

SALOMON FASTWING HOODIE JACKET (170gr/86€) Corte más bien ajustado con perfecto patronaje y detalles cuidados como metepulgares, abertura en axilas, bolsillo-funda, etc.. Tejido hiperfino climawind que aguanta sin embargo sin problemas el viento y algún chaparrón, secando además de inmediato. Lo que más me gusta: Plegado ocupa poco más que un puño y puedo hasta engancharlo al brazo con el elástico que lleva. Mi favorito para el verano o los días azules sin nubes.

Cortavientos camp

CAMP KRYPTON JACKET 2 (151gr/50€) Corte amplio, con elásticos en la cintura para que no flamee. Paneles textiles con Sheltex: Algo más de cuerpo que el Hoodie pero “suda” mucho menos. Patronaje bastante básico. Ingeniosa funda autoplegable cosida por dentro. Excelente calidad-precio si el dinero manda. Tambien buena solución para días de entreno menos intensos o vientos fríos en primavera/otoño por montaña.

Chubasqueros Raidlight cortavientos

VERTICAL CAGOULE ULTRA: (177gr/91€) Chubasquero tipo canguro pensado ante todo como prenda de montaña. Es más habitual  verlo como chubasquero de trailrunning en el formato de su prima, la superventas Raidlight Top-R Light. Ambos modelos son casi los únicos de la categoría con membrana impermeable/transpirable, todo un lujo. Eso sí,  llevan la MP+ en su versión Ultralight para que sea una prenda muy polivalente: Schmerber 5.000mm en impermeable y un brillante RET 2,2.  Así, respiran perfectamente por un lado, mientras por otro tienen cuerpo para aguantar ventiscas y chaparrones ocasionales. Al ser pesos pluma, nunca rinden tanto ante un temporal sostenido como lo hace una chaqueta sólida clásica, claro. Pero son una excelente alternativa como prenda única para entrenos todo el año o para una ultratrail que no  tenga riesgos de bajocero o lluvia/nieve cayendo durante horas. Es raro preferirlo en corte de canguro montañero antes que chaqueta de corredor, como a mí me pasa, pero confieso que ese bolsillo anchote tan a mano me viene siempre de cine. O quizá me trae recuerdos de aquellos anoraks de nylon setenteros, aún vivos en el fondo de tantos armarios. :) 

Tres soluciones distintas, cualquiera de las cuales podría recomendar encantado, según lo que cada uno decida primar en la busca del cortavientos o chubasquero pefecto para carreras de montaña.

Cortavientos trail ofertas

Para elegir una CHAQUETA ligera de trailrunning tienes un artículo propio aquí

Algunas opiniones sobre carreras de ultratrail que hemos corrido, aquí.

Si quieres saber más sobre Material de Trailrunning y carreras por montaña, aquí

________________

Escrito por Mayayo para carrerasdemontana.com