2 semanas parado … ¡y agujetas!

Las agujetas, esas desconocidas durante muchos meses, aparecieron este fin de semana. Parece mentira: Entrenamientos para bajar de 1:30 en Getafe, entrenamientos para Mapoma, montaña desde febrero para el Tres Refugios y el MAM, montaña y más montaña, el Ultra Trail del Aneto, más montaña, los Carros de Foc … y sin rastro de agujetas.

Y ahora completamente dos semanas, y cuando vuelvo a ponerme unas zapatillas me salen agujetas (¿?). Estuve el fin de semana en Albacete con Cristina y sus padres (era feria), y el sábado fui por la mañana a correr. Estuve 1h y supongo que hice entre 11 y 12 km (no tengo la medición exacta. Terminé bien, notándome lento pero bueno, es normal después de tanta montaña y tan pocas series (ya llegarán, todo a su tiempo).

La cuestión es que al día siguiente al levantarme … ahí va, ¿qué ha pasado en mis cuádriceps? Era una sensación extraña, ya casi no la recordaba.

Tras descansar el domingo, el lunes hice 7.2 km y también me noté algo lento. 39 minutos, pero ahora el tiempo me da igual. Hoy haré ejercicios de gomas y mañana otro trote de 40-50 minutos.

PD: Por cierto, las imágenes de las calles y parques de Albacete a las 8 de la mañana llenas de borrachos mientras yo corría fueron dantescas.

Advertisements