Islandia (1 de 3)

Todos tenemos sueños, casi todos los míos se relacionan con lugares remotos situados en paises lejanos en los que la naturaleza habla en silencio, en los que te sientes insignificante y te das cuenta que eres una simple mota de polvo de este maravilloso planeta, en los que la gente con la que te cruzas siempre te saluda y te habla de manera cordial, en los que la seguridad que nos proporciona la ciudad en nuestro dia a dia no existe mas que en tu ingenio, en los que realmente te hacen apreciar lo que tienes a diario, en los que un atardecer te puede provocar un escalofrío… sin lugar a dudas, uno de esos lugares es ISLANDIA.

Voy a contaros nuestro periplo por estas maravillosas tierras, que realizamos la última semana del pasado Agosto.

No contaré el viaje según lo fuimos recorriendo, ya que creo que hay que diferenciar de una manera muy considerable las dos Islandias que existen.
Como ya sabréis, Islandia es una isla volcánica con una cantidad bastante seria de volcanes y fisuras todavía en activo, pues bien, existe una carretera, la 1, que circunvala toda la isla en alrededor de unos 1400 kilómetros. La primera parte que os contaré tendrá que ver con todo lo que visitamos en las cercanías de esta carretera. La otra parte tratará sobre las tierras altas, el interior de Islandia, donde sólo se encuentran carreteras de tierra similares a nuestras pistas forestales, y donde es imprescindible ir con un vehículo con tracción total.

Antes de empezar os doy una serie de datos sobre el pais. Pais con una extensión de 103 Km cuadrados y con tan solo 350.000 habitantes. Su pico más alto sólo tiene 2.119 msnm. El 11 % de la superficie de Islandia está cubierta de glaciares. Islandia es un nucleo importante de actividad volcánica y geotérmica. Junto con Japón, son los dos paises más caros del mundo. Su economía se basa especialmente en la pesca. La moneda es la corona Islandesa, 1 euro son unas 91 ISK. La esperanza de vida es de 81.3 años en las mujeres y 76.4 para los hombres. Las tarjetas de crédito se utilizan hasta para compar el pan. La religión predominante es la evangélica luterana. En Islandia podemos encontrar uno de los territorios vírgnes más grandes de Europa.

Tras volar hasta Keflavik, el único aeropuerto internacional del que dispone Islandia, y coger nuestro Suzuki Jimmy de la compañía Hertz, nos ponemos en marcha rumbo a La Laguna Azul.
Una de las atracciones más importantes de toda Islandia, y con razón. Imaginaros dentro de una laguna de color azul verdoso con el agua a unos 39 grados dentro de un enorme campo de lava… saunas, cuevas, el vapor saliendo del agua e inundándolo todo… de sueño. Sin duda uno de los sitios que no se debe dejar de visitar.

Tras volver al mundo real nos dirigimos a Seltún, una zona de actividad geotérmica espectacular tal y como os muestro en las fotos.

El olor a azufre y a huevo podrido lo impregna todo, el sonido del barro cociendo te transmite la sensación de que la tierra está viva.

Nos dirigimos a un sitio histórico, el parque nacional de Pingvellir, donde se estableció el primer parlamento democrático del mundo en el año 930. También se puede observar la enorme falla que provoca la separación de las placas tectónicas norteamericana y euroasiática. Estas se separan unos 2 cm al año

El paraje natural es sobrecogedor y un paseo por el lugar te transmite una serenidad pasmosa.

El lugar está perfectamente señalizado y se recomienda hacer todo el recorrido que proponen en el centro de interpretación.

Geysir, otro lugar que no se puede dejar de ver, ya que aquí se encuentra el gran geiser, ya inactivo por la, como no, acción del hombre. Este lugar dio origen a la palabra “geiser”.

Gullfoss, la cascada dorada, una caida de dimensiones colosales y con un escalonado que la hace especial, ya que se precipita a lo largo de 32 metros por una gigantesca falla con un ruido ensordecedor.

Otra cascada mágica, ya dentro del parque nacional de Skaftafell, es Svartifoss. Sin duda es un sitio que nadie olvidará. Imaginaros a los pies del glaciar más grande de Europa, el Vatnajoküll con 8400 Km cuadrados, rodeados de un oasis verde y de repente de la nada aparece un rio que se lanza por una pared de columnas de basalto, impresionante.